Coincidiendo con el 15º aniversario de nuestra marca, nuestro departamento de marketing  ha llevado a cabo se reinventa con un cambio de imagen corporativa, transformando su logotipo de forma sutil, pero visible.

El color predominante sigue siendo el gris metálico asociado a la robótica y la última tecnología. Una tecnología sólida, rápida, eficaz y rentable. Además, a través de estos matices metálicos se pretende transmitir una visión más realista y tangible de la labor de estas máquinas. Por otro lado, el rojo se aviva para resaltar más la velocidad, cualidad que predomina en todos los desarrollos de nuestra marca, y también permite destacar el valor significativo del número “4”.

En conclusión, el carácter que se le atribuye a todos los elementos gráficos del nuevo logotipo evocan el hecho de que Mach4 nació tras analizar las circunstancias de la farmacia y comprender sus necesidades reales, para ofrecerle a aquel primer farmacéutico (y a los demás desde entonces) las mejores soluciones a sus problemas de espacio, tiempo, rentabilidad y servicio SPD. Ello posibilita que el farmacéutico gestione sus recursos de forma más eficiente, dedicando más tiempo a los pacientes y, como consecuencia, fidelizándolos, un factor imprescindible para la supervivencia de su negocio.